top of page
Buscar

Fase lútea insuficiente o baja progesterona (como quieras llamarlo).

Pará, ¿qué es esto?

A ver, una fase lútea corta es aquella que es inferior a 12 días y es algo importante a observar porque no solo puede traerte problemas de fertilidad sino que además tiene una relación directa con tu estado anímico, inflamatorio y puede ser la ser causa de tus migrañas y ansiedad.


En términos muy sencillos el origen de la baja progesterona es un cuerpo lúteo insuficiente. Pero, ¿qué es el cuerpo lúteo? Siendo sumamente sintética voy a decir que es el cuerpo que queda en tu ovario una vez que el ovocito fue liberado (ovulación).


Usualmente, la baja progesterona se caracteriza por ciclos menores a 25 días aunque no siempre es así. Digamos que la base para saber si tu progesterona es baja o no, está en saber exactamente qué día ovulaste y, desde ahí, contar los días que pasen hasta tu sangrado menstrual. Si este tiempo es inferior a 8 días estás frente a un tema que tenés que solucionar digamos… rápido. Si es entre 8 y 12 días tenés una oportunidad de mejora. Si pasan más días, olvídate de esta publicación porque no es para vos. (Nota: si no sabés cómo calcular tu ovulación no te olvides que tengo una masterclass sobre este tema!).


¿Por qué decimos que afecta la fertilidad?

La progesterona está involucrada en una serie de procesos de tu cuerpo, entre ellos la maduración del endometrio que es algo así como el nido primario de tu embrión. Si llegara a producirse una implantación, la baja progesterona provocaría que el principal suministro para mantener vivo al embrión sea escaso y, por lo tanto, esto terminaría ocasionando un aborto espontáneo. De hecho, es una de las principales causas de abortos en el primer trimestre.


Dentro de los síntomas que podés observar tenés:

✓ Un ciclo inferior a 25 días.

✓ Aumento de la temperatura basal inferior a 0.3ºC tras la ovulación (lo vemos en la masterclass también!)

✓ Heces de consistencia pastosa al final de la fase lútea.

✓ Pérdidas de sangre de color amarrando unos días previos a la menstruación.


También lo podés medir a través de dos análisis de sangre:

✓ El primero en el 4 día del ciclo (recordá que el primer día del ciclo es tu primer día de sangrado continuo). En este caso tus niveles de FSH tienen que ser superiores a los de LH.

✓ Y el segundo en el día 21 de tu ciclo, en este caso los niveles más altos deben ser los de la progesterona.


Me imagino que a esta altura querés saber cómo mejorar la producción de progesterona! Seguime leyendo que te lo cuento en la siguiente publicación.


Un beso lúteo!

Jorgelina.




72 visualizaciones0 comentarios

Entradas recientes

Ver todo
bottom of page